imageRotate

En la Biblioteca de Los Palos Grandes está el primer “techo verde” de la ciudad. En otros países, quienes los instalan consiguen beneficios tributarios ADOLFO ACOSTA

 

VALENTINA OVALLES R. |  EL UNIVERSAL
domingo 17 de marzo de 2013  12:00 AM
En Chacao cambiaron el concreto por plantas. Hace dos semanas inauguraron su primer “techo verde”, el primero en un edificio público en la capital y -algunos se atreven a decir- en el país. Fue sobre la sala Eugenio Montejo de la biblioteca de Los Palos Grandes donde sembraron el jardín aéreo.

Y es que iniciativas para crear espacios verdes, en una ciudad con déficit de ellos pues apenas hay 1,04 metros de áreas verdes por habitante, cuando deberían ser diez metros, se valoran.

Que los vecinos de la zona se asomen a la ventana y vean un jardín floreado de 124 metros cuadrados, en vez de una placa de cemento, es apenas uno de los múltiples beneficios.