Gente que mira el TEB-1 en la prueba de la ciudad de Qinhuangdao

Parece ciencia ficción.

En medio de un enorme atasco en una autopista, un gigantesco autobús se eleva a más de dos metros de altura para avanzar por encima de dos carriles llenos de vehículos.

Se trata de un invento que muy pronto podría hacerse parte de la realidad cotidiana en China, que acaba de poner a prueba un modelo del llamado Autobús de Tránsito Elevado o TEB, por sus siglas en inglés.

El prototipo fue presentado originalmente -y recibido con gran entusiasmo- en la decimonovena Exposición Internacional de Alta Tecnología de Pekín, en mayo pasado.

Y este miércoles, a penas dos meses más tarde, fue sometido a su prueba inaugural en la provincia de Hebei, en el noreste del país.

Personas recorren el TEB-1 durante la prueba

La prueba se llevó a cabo a lo largo de una vía controlada de 300m de longitud en la ciudad de Qinhaungdao.

Gran capacidad

En el lanzamiento de mayo, el ingeniero responsable del proyecto, Song Youzhou, dijo que el primer autobús podría estar en funcionamiento este mismo año.

“La mayor ventaja es que permitirá ahorrar espacio en las autopistas”, dijo Song a la agencia estatal China, Xinhua.

http://www.bbc.com/mundo/noticias-36962956