Los coches eléctricos están a punto de convertirse en el medio de transporte más popular del mundo, aunque la transición será larga, puede variar entre una o dos décadas. Aún así, aumentan cada día su cuota de mercado con un crecimiento de tres dígitos. Nadie duda que el futuro de la movilidad es eléctrico.

La transición mundial hacia el liderazgo del mercado de la automoción por parte de los coches eléctricos es algo que todavía tendrá que esperar algunos años. La reticencia de muchos consumidores, que no tienen intención de replantearse el coche de una manera diferente a la que se ha hecho hasta ahora, la adaptación de la industria y el precio de estos vehículos hace que la transición sea más lenta de lo que todos quisiéramos.

Si hablamos del precio, aún es demasiado alto, aunque actualmente está parcialmente rebajado por los incentivos lanzados por los distintos gobiernos. Lo que muchos no tienen en cuenta es que el precio extra de un coche eléctrico actualmente, se amortiza con creces a lo largo de su vida útil gracias a su menor consumo, el menor coste por kilómetro recorrido y los menores costes de mantenimiento respecto a los de combustión interna.

¿Cuánto cuesta comprar y mantener un coche eléctrico?

Hablamos de distintas razones a evaluar en la conveniencia de compra de un coche eléctrico.

¿Por qué comprar un coche eléctrico?

Comprar un coche eléctrico es la mejor elección para el medio ambiente, siempre y cuando la energía que uses para cargar tu coche sea de origen renovable. También se están haciendo grandes avances en la dependencia, cada vez menor, de ciertos componentes contaminantes en la fabricación de las baterías.

Cada coche de combustión interna que es sustituido por un eléctrico, es una alegría para el planeta.

El precio sigue siendo alto.

El precio medio de un coche eléctrico es más alto de lo que el usuario medio puede pagar, pero gracias a los incentivos de los gobiernos y a las condiciones ventajosas en su financiación de compra, cada día hay más personas que pueden acceder a su compra.

Una alternativa en este sentido es la que ofrecen los Préstamos EcoAuto de Cetelem, especialmente pensados para la compra de coches eléctricos o híbridos, que destacan por la transparencia en los costes, la facilidad para solicitarlos, así como por la personalización y su nivel de flexibilidad.

Los préstamos Cetelem tienen un tipo de interés reducido y podrás pagar tu nuevo coche en hasta 96 meses. Este tipo de prestamos fomentan la renovación sostenible del parque automovilístico.

Baterías, la incógnita.

https://ecoinventos.com/datos-tener-en-cuenta-comprar-coche-electrico/