Reducir el tiempo necesario para cargar la batería de un vehículo eléctrico hasta solo cinco minutos es el objetivo que se ha marcado la startup israelí StoreDot, que trabaja en una nueva generación de baterías que será además más respetuosa con el medioambiente, al prescindir del ion de litio, y que permitirá recorrer más de 480 kilómetros con una carga. Otras soluciones del mercado, como Tesla’s Supercharger, requieren de 30 minutos de carga para recorrer 270 kilómetros.

Aunque todavía no se han desvelado muchos de los detalles de esta nueva batería que aspira a revolucionar el mercado, lo que sí ha trascendido es que sus promotores pretenden sustituir el ion de litio por compuestos orgánicos trabajados en sus propios laboratorios, que irían en la línea de los que utilizan para FlashBattery, una propuesta de la misma empresa para que cinco minutos de carga permitan usar un teléfono móvil durante todo un día.

Esta empresa innovadora que combina la investigación de nuevos componentes orgánicos con la nanotecnología inició este trabajo para diseñar unas nuevas baterías para vehículos al considerar que el tiempo de carga es, precisamente, uno de los principales obstáculos para la expansión de los coches eléctricos.

Así, mientras los investigadores avanzan en los componentes de estas baterías que prometen una experiencia de carga “similar a echar gasolina a un coche, el equipo de trabajo avanza que la innovación incluirá una nueva estructura de baterías y que los vehículos estarán dotados de un paquete integrado por cientos de celdas FlashBerry que, tras la carga, permitirán recorrer más de 480 kilómetros.

Seguir leyendo: http://ecoinventos.com/storedot-baterias-coches-electricos/#ixzz4iAZWwbPL