Poly-Glu

Lo han llegado a llamar ‘el polvo que salvará el mundo’ y no es para menos. Se trata de Poly-Glu, un producto que purifica el agua en un tiempo récord y que lo hace a bajo coste y de forma muy sencilla y sostenible. Compuesto por un ácido que se extrae de la soja fermentada, este producto ha abastecido de agua libre de agentes contaminantes a lugares tan necesitados de este recurso como Somalia o Haití.

Sumatra, Tailandia, México, Kenia, Burundi y, recientemente, Sierra Leona, se suman a la lista de lugares en los que este agente depurador de agua ha hecho la vida más fácil a sus ciudadanos, aproximándoles este recurso básico y minimizando los riegos de enfermedad derivados de la ingesta de agua contaminada.

Disentería, cólera o fiebres tifoideas son solo algunas de las enfermedades que el consumo de agua no depurada produce alrededor del mundo, donde más de medio millón de personas mueren cada año por diarreas derivadas de la contaminación del agua.

La realidad que se desprende de estas cifras, de la Organización Mundial de la Salud, explican las esperanzas puestas en Poli-Glu que, como se puede ver en este vídeo, actúa con una rapidez, facilidad y eficacia asombrosas. Básicamente, todo lo necesario para purificar el agua contaminada es verter el polvo, agitar el agua y esperar a que las impurezas se separen y se vayan, unidas, al fondo del recipiente.

Seguir leyendo: http://ecoinventos.com/poly-glu/#ixzz4tuMKoqDK