Los desastres naturales generan destrucción y dolor, pero también abren las puertas a las oportunidades. El tsunami que destruyó la central nuclear de Fukushima en Japón, cambió la mentalidad de ese país y dejó de confiar en la energía nuclear para generar electricidad. La devastación de Puerto Rico y otras islas del Caribe este año, ha destruido sus redes eléctricas. Si bien esto ha creado grandes dificultades para los residentes, ha abierto la puerta a compañías de energía renovable como Tesla que pueden y deben ser parte del proceso de reconstrucción.

Una oportunidad.

Puerto Rico y otras islas del Caribe tienen la oportunidad de abrazar las nuevas tecnologías.

En la isla de St. Johns, una de las Islas Vírgenes de los Estados Unidos, un residente usó los restos esparcidos por el suelo para escribir “Enviar Tesla” en el césped junto a su casa en ruinas. Francis O’Sullivan, director de investigación de la Iniciativa de Energía del MIT, tiene su propia perspectiva sobre el tema. “Creo que entidades como Tesla van a ser parte de esta historia. Están construyendo un paquete tecnológico que será muy necesario”.

Según USA Today, la gente de Tesla ya está hablando de cómo la compañía podría involucrarse más profundamente en la reconstrucción de la red de Puerto Rico, así como los sistemas de energía de otras islas del Caribe. Tesla ya ha comenzado a enviar a Puerto Rico centenares de sus baterías residenciales Powerwall, por lo que se piensa en un almacenamiento más grande para crear una serie de microgrids por toda la isla.

Tiempo para la solución Microgrid.

Esto no quiere decir que los paneles solares no se puedan dañar por las tormentas como el huracán Irma y María. Pero una estructura de suministro de energía compuesta de microgrids es mucho más resistente que la red eléctrica convencional. Esta es una de las razones por las que Tesla está compitiendo para completar la instalación de almacenamiento de baterías más grande del mundo en Australia, donde las tormentas monstruosas derribaron las torres de alta tensión que conectaban Melbourne y Adelaide a principios de este año. También tiene experiencia alimentando islas enteras en su mayoría con energía renovable, aunque a menor escala que Puerto Rico.

Publicidad

Política y depredadores en Puerto Rico.

Seguir leyendo: http://ecoinventos.com/huracanes-tesla-alimentar-puerto-rico-caribe/#ixzz4upeAnwIA