Según la ICO (Organización Internacional del café), el consumo mundial de café en un año puede representar unos 150,2 millones de sacos (cada saco pesa 130 libras, unos 59 kg). Sin embargo, se consume menos del 1% del grano en una taza de café, desperdiciando millones de toneladas de biomasa rica en nutrientes. ¿Qué hacer con toda esta energía no utilizada?

La cafetera HIFA quiere dar una solución a este problema, o por lo menos una alternativa, un novedoso aparato que reutiliza el café molido, con una transferencia fácil del material a una sección del aparato dedicado al cultivo de setas, que el usuario puede utilizar más adelante para cocinar.

Seguir leyendo: http://ecoinventos.com/cafetera-hifa-cultiva-setas-con-los-restos-del-cafe/#ixzz4VjWSx9UE